“Reproduzca esta información, hágala circular por los medios a su alcance: a mano, a máquina, a mimeógrafo, oralmente. Mande copia a sus amigos; nueve de cada diez las estarán esperando. Millones quieren ser informados. El Terror se basa en la incomunicación. Rompa el aislamiento. Vuelva a sentir la satisfacción moral de un acto de libertad”. (Rodolfo Walsh)

miércoles, 12 de septiembre de 2012

Dan Batalla

Nota publicada en la edición del mes de septiembre del periódico Sur Capitalino.



Unidos, organizados y…enojados.

                                                                                       Por Kike Dordal

Hartos de ir y venir, entre reuniones, asambleas, despachos, oficios, dictámenes y promesas, con la pobreza, la marginación y el abandono siempre a cuestas, los vecinos de las villas y asentamientos involucrados en la causa conocida como “Camino de sirga”, unificaron sus miserias y se disponen a dar batalla todos juntos.

Gustavo Moreno y Delegados
Apuntando a un gobierno local – Mauricio Macri – y otro contiguo – Jorge Ferraresi -, las críticas más fuertes se escucharon contra la gestión que gobierna la  Ciudad de Buenos Aires y la del Municipio bonaerense de Avellaneda, en las voces de representantes, referentes y adherentes y hacia los oídos de más de dos centenares de concurrentes, en la convocatoria realizada por organizaciones sociales, políticas y la Defensoría General de la Ciudad, para el 18 de agosto próximo pasado en la Escuela N° 11 D.E. 5° en la calle Lafayette al 1800 en el porteñísimo barrio de Barracas. Los principales reclamos destacaron el incumplimiento de los plazos establecidos por el Juez Armella, denuncias contra el IVC por la falta de entrega de viviendas, la falta de adquisición de terrenos y construcción de viviendas por parte del Gobierno de la Ciudad y la precariedad y baja calidad de las viviendas entregadas a los vecinos relocalizados a la fecha.

Con la consigna No habrá relocalización sin vivienda digna para todos” , se hicieron presentes, el Asesor Tutelar, del Ministerio Público Tutelar Dr. Gutavo Moreno, las Diputadas Laura Garcia Tuñón por Buenos Aires para todos, Rocío Sánchez Andía por la Coalición Cívica, ambas de la Comisión de vivienda, el padre Pepe Dipaola, la Dra. Patricia López Vergara Jueza Porteña, Víctor Ramos presidente de Mundo Villa junto a numerosas organizaciones  de variado origen, vecinos y medios comunitarios y/o populares. Los grandes ausentes fueron los medios conocidos como “masivos” o de mayor poder de inserción en la sociedad. Justificó su ausencia y manifestó su apoyo el ex Juez y actual Defensor General Adjunto de la Ciudad de Buenos Aires, Dr. Andrés Gallardo.

El Dr. Gustavo Moreno fue el encargado de la apertura del encuentro y no fue con medias tintas, “…los derechos están en la constitución y las normas se ganaron en la calle. Debemos pensar cómo movilizar a la gente y mostrarle a este Jefe de Gobierno que necesariamente tiene que dar viviendas en término y que sean dignas.”  Haciendo clara referencia a los plazos vencidos en julio y prorrogados por enésima vez hasta fin de año, como así también a las viviendas otorgadas  en Villa Soldati sin servicios básicos habilitados y con deficiencias estructurales.

Padre Pepe
De inmediato y en medio de un estruendoso aplauso y aclamación el Asesor Tutelar le  cedió la palabra al Padre Pepe, histórico referente por su largo y valioso trabajo en la villa 21-24, quien con un claro gesto de pesar confesó, “Quiero decirles que a pesar del involuntario alejamiento que nos separa, mi corazón está en la villa, con ustedes”, luego hizo referencia a los terrenos detrás del estadio del C.A. Huracán, “es un terreno ocioso desde hace tanto tiempo, creemos que el Estado Nacional podría aportar esos terrenos para hacer las casas que hacen falta.”

De inmediato tomaron la palabra los referentes de cada barrio presentes, Mario por la villa 21-24 “…si soportamos las erradicaciones de la Dictadura, de ninguna manera aceptaremos ser erradicados por el Sr. Macri”, Daniel Cárdenas por el relocalizado asentamiento “Magaldi”, “…supuestamente no somos tan contribuyentes como otros, hace ocho meses que estamos con luz y agua de obra, mas de 100 televisores y heladeras quemadas, la tormenta de abril rompió carpinterías de pésima calidad”,  Serafina por la villa 26, “…como rechazamos la propuesta de viviendas precarias o préstamos impagables nos levantaron la mesa y el IVC no nos recibe, hay que seguir la lucha por que sabemos que a Macri no le gustan los pobres.”  y Alejandro Álvarez por la Villa Inflamable en Avellaneda, “es donde comienza la causa Mendoza, y de esta causa se aprovecharon las autoridades para expropiar nuestras viviendas construidas con mucho sacrificio”.

Luego de la lectura de las organizaciones presentes, entre ellas La Cámpora, El Movimiento Evita, La Poderosa, el Colectivo por la Igualdad, el Frente Nuevo Encuentro, la Fundación Temas, entre otros y una larga lista de adhesiones, entre las que figuraban los Comuneros por el FPV, Maximiliano Nenna y Victoria Colombo,  se procedió a la lectura completa del petitorio que refrendaron todas las organizaciones representantes del los barrios y espacios afectados, para luego, mediante una gran movilización a la Jefatura de Gobierno Porteño, en fecha a determinar, proceder a la entrega del mismo a las autoridades. El petitorio lleva por título “Un techo y un lugar digno para vivir con nuestro hijos”, y en el mismo se denuncian las inacciones mencionadas y a través de una serie de puntos exige que con urgencia el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires solucione la presente problemática y expresan su deseo de mudarse de los lugares donde viven, pero a viviendas dignas y en condiciones habitables. A su vez exigen la restitución de las mesas de trabajo suspendidas como así también la finalización de las obras pendientes y la atención de los reclamos de las familias relocalizadas sin los correspondientes finales de obra. También exige la entrega de viviendas definitivas en los terrenos comprometidos para ese fin rechazando soluciones transitorias o crediticias, entre los puntos principales.

Para cerrar, y en forma muy democrática, se les otorgó 2 minutos a todo aquel presente que quisiera expresarse y así lo hicieron desde las legisladoras presentes hasta vecinos damnificados. Todo concluyó con consenso y en paz.

Lo cierto es que en la discusión existen, por lo menos dos partes que, mientras se resuelve el conflicto, una de ellas vuelve a su casa, con la cena asegurada y un buen abrigo y la otra regresa a su precario mundo, con todas las carencias y más y con una historia de insalubridad que perece no tener fin. 

 ¿Y la justicia?


No hay comentarios:

Publicar un comentario